Viva el voto de pobreza

He visto hoy en el telediario (que si no fuera porque sale por la tele y es diario, no se le podría llamar así) de Antena 3 que las monjas clarisas sacan un libro de recetas al mercado grastonómico-literario. Me parece un gran idea que gente con tanta experiencia en la gastronomía se embarque en un poryecto así. De todos es sabido que en las abadías, monasterios, y centros de retiro espiritual se hacen algunos de los mejores manjares y algunos brevajes que harían resucitar a los muertos (no sé si lo habrán probado alguna vez), amén de las mejores cervezas.

Lo que no acabo de entender es: si tienen voto de pobreza, ya que los monasterios se ocupan de sus necesidades terrenales, ¿porqué no hacen una página web con la colección de las recetas en lugar de sacar un libro? Algunos dirán que los beneficios se destinarán a obras de beneficio social y/o para ayudar a los necesitados. Puede que sea cierto, o no, todos recordamos las inversiones de cierto clérigo en la bolsa.

Lo que me gustaría remarcar es que si disponen de la sabiduría y conocimiento, porqué no ponen a disposición de todo el mundo y de forma libre su sabiduría. Porqué nos tenemos que comprar el libro de unas recetas que probablemente no dejen de ser recopilaciones de recetas que han ido incorporando al recetario con las nuevas monjas que se iban incorporando a los monasterios.

Esto no deja de ser ejemplo de mi convicción de que los libros de recetas no se deberían cobrar ni deberían salir al mercado, deberían ser licenciadas con Creative Commons o sin licencia, simplemente de uso público.

Technorati : , ,

Un Comentario to “Viva el voto de pobreza”

  1. m. carmen dice:

    Me parece muy bién el libre espacio de comentarios, y más éste donde lleva toda la razón, pues la Iglesia actual, no se “da”, porque piensa, que ésto es para formadores de Teología; un ej., Yo vivo entre musulmanes, pero me encuentro temporalmente en otro lugar: los católicos pretenden cristianizar a éstos, sin contar con otros factores. Yo, hablé con un sacerdote, para indicarle el error tan grande..,pero él no quiso admitir “otra posible forma de evangelizar”, precisamente, porque “ellos”, piensan que no puede haber otra., .Como dice El Apóstol San pablo: .”, .hay que dar razones de nuestra esperanza..”